Crónica del amistoso entre el Sevilla y el Arsenal (vídeo resumen)

30 Julio, 2022

Así ha informado 'As':

El Sevilla, fantasmagórico y desdibujado, padeció un tormento en el Emirates Stadium. A los 20 minutos el vendaval del Arsenal ya había acabado con cualquier rastro del equipo de Julen Lopetegui, sin intensidad, despistado, con desajustes de principiantes y una parsimonia sorprendente.


El 4-0 era inapelable, sin justificaciones. El tributo emotivo a José Antonio Reyes devino en fiesta de Xaca y Gabriel Jesús, dos fenómenos que se emplean con una calidad y un ritmo descomunales.

El despropósito arrancó con un choque desmedido de Rekik a Gabriel Jesús. Dudosa carga en la guarida sevillista. El asistente, menos permisivo, advirtió al árbitro inglés, que señaló penalti. Xaca engañó a Bono.


Varapalo tempranero para este Sevilla estival que había recuperado el esplendor de sus señas de identidad en sus primeros amistosos. El Arsenal no se acomodó. Olió la sangre en los costados y por la izquierda, merced a un desajuste escandaloso entre Lamela y Jesús Navas, se originó el segundo gol, tras centro envenenado de Xhaka y rechace de Bono. Gabriel Jesús, un diablo que aparecía por doquier, estuvo más listo que ninguno y con la caña preparada remachó. 2-0.

En un amistoso se admiten los despistes, sin duda, pero ante un adversario más rodado, con unas ganas tremebundas y al calor de su grada inglesa, siempre hay que estar alerta. Y más con esa desventaja inesperada, sin tiempo para sudar. La derrota merecida cobró tintes de otro tenor. Nuevo despiste, ahora en la medular, en un saque de falta. El Arsenal, más pícaro y con saña, activó a Martinelli, cuyo centro cazó a placer Gabriel Jesús, empeñado en escribir una página con más lustre en Londres que a las órdenes de Guardiola en el Manchester City. La línea sevillista ni se inmutó. La falta de tensión era alarmante.

Bono, un seguro de vida que no se creía el aluvión que estaba soportando, falló con un regalo a Saka, que sacó provecho a la presión altísima de los gunners y no perdonó con un balón entre las piernas del portero marroquí, para mayor sonrojo. A los veinte minutos, 4-0, el marcador que puso de los nervios a Tuchel hace unos días en Florida. El Arsenal se tomó un respiro. El Sevilla se asomó con timidez en el área inglesa, pero En-Nesiry se enredó en un giro inexplicable, Rakitic tenía el punto de mira desviado y Fernando eligió la peor solución con un pase a Lamela, en lugar de poner a prueba a Ramsdale, un espectador más.

Todavía tuvo tiempo el cuadro de Arteta de aumentar las diferencias, si bien Gabriel Jesús y Martinelli no acertaron antes del descanso. Nadie alzó la voz en el Sevilla, si acaso el único que se rebeló con raza y orgullo fue Jesús Navas. Lopetegui, quién sabe si por no señalar descaradamente a nadie o por dar un voto de confianza, dio rienda suelta al mismo once en el segundo acto. Y porque mañana cierra su estancia inglesa con otro amistoso frente al Leicester.


El Arsenal sesteó con tanto empacho de goles ante un Sevilla que Lopetegui decidió poblar de canteranos. Uno de ellos, Kike Salas, abusó de bisoñez, una imprudencia si cerca está la amenaza de Gabriel Jesús, que redondeó su partido antes de llevarse el balón firmado a casa. 5-0.

Ficha técnica:
  • Arsenal: Ramsdale; White, Gabriel, Saliba, Zinchenko; Xhaka, Thomas, Saka, Odegaard; Martinelli y Gabriel Jesús. También jugaron SoaresMo Elneny, Cedric, Nketiah, Nicola Pepe y Nelson.
  • Sevilla: Bono; Jesús Navas, Carmona, Rekik, Acuña; Óliver Torres, Fernando, Rakitic; Lamela, En-Nesyri y Tecatito. También jugaron Pedro Ortiz, Pablo Pérez, Kike Salas, Iván Romero, Nacho Quintana, Munir y Luismi Cruz
  • Goles: 1-0 Saka, de penalti, (10'). 2-0 Gabriel Jesús (13’). 3-0  Gabriel Jesús (15’). 4-0 Saka (19’). 5-0 Gabriel Jesús (76').  6-0 Nketiah (89) . 
  • Árbitro: Andy Madley, inglés. Amonestó a Kike Salas.
  • Estadio: Emirates Stadium.